Vídeos – Curso de jardinería [Cap. 0x02]

Las plantas 2/3

Contenido del vídeo:

¡Hola amigos! En los siguientes capítulos sobre el curso de jardinería explicaremos con más detalles las funciones más importantes de las partes de una planta. Si os perdisteis el capítulo anterior, sería una buena idea el echarle un vistazo antes de continuar.

¿Qué tal si empezamos por la raíz? Sin duda es una parte muy importante de la planta y se encarga de fijarla fuertemente al suelo, así como de obtener agua y nutrientes. Las raíces crecen hacia abajo debido al geotropismo positivo y lo hacen de forma indefinida. Hay muchos tipos de ellas, entre las más comunes están:

  • Las axonoformas: son las raíces tipo y están formadas por una raíz principal y otras menos desarrolladas llamadas secundarias.
  • Las fasciculadas: no tienen una raíz principal sino que todas salen de un punto común y son parecidas las unas a las otras en largo y grosor.
  • Las napiformes: tienen una raíz principal muy gruesa en donde acumulan sustancias de reserva.
  • Las ramificadas: su estructura se asemeja a las ramas de un árbol y pueden variar en largo y grosor las unas de las otras.
  • Las tuberosas: al igual que en las raíces napiformes se pueden distinguir engrosamientos en donde también se acumulan sustancias de reserva, la diferencia es que su estructura es más parecida a las raíces fasciculadas.

Tipos de raíces

Adicionalmente también existen otras clases de raíces como las adventicias, acuáticas y chupadoras. Pero de ellas hablaremos más adelante.

Ahora que ya conocemos un poco mejor la morfología de este órgano tan interesante, paso a describir cuáles son sus funciones con algo más de detalle. Tal y como había dicho anteriormente, una de sus funciones es la de anclaje al suelo. El tamaño de la raíz comúnmente determinará el tamaño de la parte aérea de la planta, aunque en otros casos se pueden ver raíces muy profundas que sólo son sinónimas de adaptación al medio (por ejemplo en el caso de plantas que se dan en desiertos y cuyas raíces han de crecer decenas de metros bajo el suelo para poder encontrar humedad).

Otra de sus funciones es la de absorber agua y los nutrientes que se encuentran disueltos en el medio mediante complejos procesos que ya explicaremos cuando hayamos hablado de la parte visible de la planta.

Bueno, vamos a dejar que asimiléis toda la información antes de continuar. Tened en cuenta que el próximo vídeo no va a ser la continuación de este. Hemos aprovechado que ha llegado una orquídea en muy mal estado a nuestro poder para hacer el primer capítulo de nuestra sección de cuidados intensivos. ¡Hasta la próxima!

Jardinería fácil

¡Que no se te mueran las plantas!
Jardinería para todos